Oración con el Buen Padre

Dios de Misericordia,
queremos darte gracias
por la vida y herencia
de nuestro Fundador,
el Buen Padre,
que hizo del amor fraterno
y de la Eucaristía, Pan de Vida,
el centro de su entrega generosa.

En tu Hijo Jesucristo lo encontró todo,
entró en los sentimientos de su Corazón
y descubrió que nada es comparable
al deseo de amarte a Ti.

Con celo ardiente por la misión,
transmitió la Buena Nueva
a los que sufren y a los débiles,
a imagen del Buen Pastor.
Vivió siempre disponible
para las necesidades de la Iglesia,
discernidas a la luz del Espíritu;
adaptándose a las más diversas circunstancias
escuchó tu voz.

Junto a la Buena Madre, nuestra Fundadora,
puso los cimientos de una familia,
moldeada por la unión y la concordia,
la humildad y la sencillez,
con el consuelo y la esperanza
de los que sienten cómo Tú les amas.

No conoció el rencor ni la violencia,
al contrario, unido a la Cruz de tu Hijo,
se hizo solidario con los hombres y mujeres
víctimas del odio y la injusticia.

Haz, Señor,
que siguiendo las huellas del Buen Padre,
Hermanas, Hermanos y laicos
seamos fieles a tu voluntad.
Apasiónanos, al aire de tu Espíritu,
a extender por el mundo
tu Reino de paz y reconciliación.
Te lo pedimos con María,
modelo de fe en el Amor,
nuestra compañera de camino.
Amén.