Noticias

Los que nos "primerean" en el Amor



14 de Octubre de 2013
Fernando Cordero Morales ss.cc.
(2) Comentarios

Los meteorólogos preveían que el 13 de octubre iba a ser día lluvioso, sin embargo, el sol fue protagonista de la celebración de la beatificación de los 522 mártires del siglo XX en España. El sol, símbolo de la Luz de Cristo y de la Resurrección. Sol acompañado de una leve brisa de cuando en cuando, que hizo más llevadera una ceremonia cuidada, serena, hermosa y profunda.


La explanada del Complejo Educativo de Tarragona estaba totalmente ocupada por peregrinos venidos de los más diversos puntos del planeta, ya que son muchas las familias religiosas que contaban con mártires en esta ocasión. Por condición eclesial: 88 diocesanos (3 obispos, 82 sacerdotes y 3 seminaristas); 15 Hermanos Sacerdotes Diocesanos; 412 consagrados, entre ellos 5 religiosos de los Sagrados Corazones, el P. Teófilo Fernández de Legaria Goñi y compañeros, y 7 laicos. Nuestros Superiores Generales, Emperatriz Arrobo y Javier Álvarez-Ossorio se encuentran entre los peregrinos de la peregrinación. De la Congregación se han dado cita hermanos y hermanas venidos de la Península Ibérica, así como de varios países, de Europa y América Latina fundamentalmente. Entre los concelebrantes, el obispo Pat Lynch ss.cc. También nuestros alumnos de los colegios de Torrelavega y Barcelona.

Están presentes, además, el Provincial de la Ibérica, Enrique Losada y Nuria Arias, Provincial de España, junto con la Provincial de Francia, Jeanne Cadiou y el Provincial de Alemania Franz-Joseph Kathrein.

A la solemne eucaristía han asistido alrededor de 25.000 personas, según datos de la organización. Ha comenzado puntualmente a las 12 del mediodía con un vídeo del Papa Francisco, dirigiéndose a los asistentes a la beatificación. Ha hablado de los mártires como “cristianos ganados por Cristo, que amaron hasta el extremo”. Con sus típicas expresiones argentinas, nos indicó que Cristo nos “primerea” en el Amor. Nos ha invitado a salir de nuestro egoísmo, de nuestra tristeza y darnos especialmente a los que nos necesitan, sin ser unos cristianos “barnizados” –otra de las imágenes a las que gusta hacer referencia el Santo Padre-. Aplausos tras el vídeo papal.

Ha proseguido la súplica de la beatificación, pronunciada por Jaume Pujol, arzobispo de Tarragona. A continuación, el Cardenal Angelo Amato, Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos y Representante del Papa para la Beatificación del Año de la Fe, ha procedido a dar lectura a la Carta Apostólica. A las 12.25 h., pronunciaba en latín: “Teófilo Fernández de Legaria Goñi y 4 compañeros, de la Congregación de los Sagrados Corazones de Jesús y de María y de la Adoración Perpetua al Santísimo Sacramento del Altar”. Al finalizar la lectura, toda la asamblea se pone de pie y prorrumpe en un aplauso. Mientras se descubre la gigantografía con la imagen de todos los nuevos beatos. Se canta “Christus vincit”. De nuevo, un sentido aplauso a los mártires del siglo XX en España.

A continuación, los diáconos portan al presbiterio la urna con las reliquias de los nuevos beatos, que van acompañados por palmas –uno de los que porta las palmas es nuestro hermano Alberto Para-. Luego, el arzobispo de Tarragona y los demás obispos en cuyas diócesis se introdujeron las 33 Causas de beatificación se acercan al Cardenal Amato, que les hace entrega de una copia de la Carta Apostólica. Se aproximan también los postuladores de dichas Causas, entre ellos, Alfred Bell ss.cc.

Continúa la liturgia. Tras la proclamación de la Palabra de Dios, monseñor Amato destaca el “extraordinario evento de gracia que llena de júbilo a la comunidad cristiana”. España es una tierra bendecida por la sangre de los mártires. “Esta es la beatificación más grande celebrada en tierra de España”. Recalca cómo los mártires “no odiaban a nadie, hacían el bien a todos”. “Su único tesoro es Jesús”, subraya. “La humanidad necesita paz”. Los mártires son símbolo de esa paz. Los mártires han vencido al mal con el bien. “Son profetas actuales de la paz en la tierra”. Después de explicar el lugar elegido para la beatificación por su tradición martirial, el representante papal nos lanza unos desafíos: “perdonar como los mártires. El gozo de Dios es perdonar”. “La misericordia es la fuerza que puede vencer al mal”. Esta beatificación se convierte en fiesta de la reconciliación y triunfo del Señor de la Paz.

Durante toda la ceremonia ha destacado el ambiente de oración y de paz, con numerosos jóvenes y un clima de recogimiento. Ha sido una ceremonia equilibrada que a pesar, de las dos horas y diez minutos de duración, ha mostrado la grandeza de la fe y el deseo de Iglesia que peregrina enraizada en Cristo. La liturgia eucarística y el rito de la comunión han puesto de manifiesto la actitud religiosa de los asistentes.

Tras el canto a María, la riada de peregrinos han regresado a los alrededor de 500 autobuses que esperaban en un descampado. El sol continuaba brillando y calentando. El agua no se ha atrevido a asomar. Como decía en su homilía el Cardenal Amato, la única lluvia ha sido la de los mártires: “por su intercesión una lluvia de gracia cae sobre toda España”.

     
 
Comentarios
 
1  |  Joaquín GARRE ARTÉS  | 15-10-2013

En Boane; Maputo, hemos celebrado con todos los honores este dia. Se ha hablado en todas las misas y hemos acabado con una gran cena con las hermanas y laicos de la Congregación. Gracias por los materiales generados. Un abrazo a todos y felicidades, especialmente a Jere, Belza y Osvaldo. Y a todos nuestros jóvenes.

 
2  |  luis manuel  | 14-10-2013

buena síntesis de lo que pasó en Tarragona, Fernando! Los periódicos en Portugal se han referido a lo de las "heridas históricas" en España.

 
1
Déjanos tu opinión:

Nombre:
   

Dirección de E-mail:
   

Comentario:

 
 


Reload Image

Código:

 
   
 
Compartir

  • Print this article!
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google Bookmarks
  • Meneame
  • Technorati
  • TwitThis
  • Netvibes
  • MySpace
  • LinkedIn
  • Turn this article into a PDF!
  • E-mail this story to a friend!