Noticias

Convivencia de la Rama Secular



08 de Noviembre de 2017
Redacción
(0) Comentarios

El 28-29 de octubre, nos reunimos en casa de las hermanas del Escorial, la comunidad de laicos Madrid, era nuestra primera convivencia de curso.


El tema del encuentro, la Eucaristía y nuestro deseo, profundizar y adentrarnos en ella para mejor vivirla personalmente y en comunidad

Nos acompañó a ello Miguel Díaz, que desde Miranda se desplazó para estar con nosotros y darnos pistas para reflexionar, todo un lujo que agradeceos enormemente.

Profundizar en la Eucaristía siempre es un regalo y entrar en la inmensidad del amor de Dios a través de ella todavía más.

Después de la charla de Miguel, compartimos de una forma sencilla, como vivimos el proceso de la Eucaristía en nuestras vidas, y el sentido que vamos dando desde ahí a la vida de la comunidad, como nos sentimos invitados a celebrar, hacer memoria de Jesús, actualizar su presencia viva en medio de nosotros y alimentar nuestra fe en El, en su mensaje en su vida entregada por nosotros hasta el final.

A pesar de que siempre decimos que nuestra comunidad es pequeña, nuestros niños la van haciendo grande, y grande fue celebrar junto a ellos y parte de la comunidad de hermanas la Eucaristía del domingo, todos juntos celebramos que el Pan y Vino nos va transformando personal y comunitariamente, sentimos que el Señor nos recuerda que somos parte del banquete, nos invita a sentarnos alrededor de su mesa, siempre una mesa sin fin, grande, de inclusión, donde poder abrir el espacio al mundo, donde poder sentir y decir “Ven Señor Jesús”.

Creo que somos una comunidad agradecida, agradecida porque vamos experimentando que no estamos solos que la presencia de Jesús se hace cada vez más fuerte, que sentimos la gratuidad del amor de Dios como sueño de comensalidad fraterna, como proyecto de mesa abierta para todos, a la que estamos llamados a invitar a salir a los caminos, porque la Eucaristía es fuente de comunión con El y con los hermanos.

Finalmente, dimos gracias a Dios por haber encontrado su amor e ir poniendo en El día a día nuestra vida y nuestra esperanza.

En este sentido de agradecimiento, tuvimos un acto de reconocimiento hacía Garito, “Acompañante”, con mayúscula durante doce años. Niños y adultos hemos recibido mucho de él en este tiempo.

Destacamos su discreción siendo uno más pero transmitiéndonos su cariño, creatividad, espiritualidad Sagrados Corazones y siendo un vínculo con los Hermanos.

Desde aquí gracias también a María del Mar, hermana religiosa que nos acompañó y acompañará durante este tiempo venidero, gracias por su cariño y generosidad.

Maribel – Comunidad Rama secular SS.CC de Madrid

     
 
Comentarios
 
Déjanos tu opinión:

Nombre:
   

Dirección de E-mail:
   

Comentario:

 
 


Reload Image

Código:

 
   
 
Compartir

  • Print this article!
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google Bookmarks
  • Meneame
  • Technorati
  • TwitThis
  • Netvibes
  • MySpace
  • LinkedIn
  • Turn this article into a PDF!
  • E-mail this story to a friend!