Noticias

Tienen a Moisés y los profetas...



25 de Septiembre de 2016
Redacción
(0) Comentarios

Comentario a la Palabra de Dios de este Domingo, a cargo de Osvaldo Aparicio, párroco de la Parroquia de los SS.CC. de Madrid.


En la parábola que hoy nos narra el Evangelio, el rico epulón mantiene un diálogo con Abrahán. Vista la penosa situación en la que se encuentra tras su muerte, el rico suplica a Abrahán que envíe a Lázaro a casa de su padre para que advierta a sus cinco hermanos que cambien de conducta si no quieren verse en una situación semejante a la suya.

La respuesta de Abrahán es contundente: Tienen a Moisés y los profetas; que los escuchen; lo que equivale a decirle que acudan a la Escrituras (la Palabra de Dios), que las mediten y en ellas encontrarán el camino de la conversión.

A tenor de este diálogo, podríamos nosotros hacernos algunas preguntas: ¿Escucho yo las Escrituras? ¿La Palabra de Dios es alimento de mi vida? ¿Mi actitud cristiana no sufriría un cambio y mejoraría si me acercara más al Evangelio tanto personal como comunitariamente?

En cierta ocasión Jesús, cuando le advierten que su madre y sus hermanos le buscan, responde: ¿Quiénes son mi madre y mis hermanos? Mi madre y mis hermanos son los que escuchan la Palabra de Dios y la cumplen.

Escuchar y cumplir la Palabra de Dios nos hace formar parte de la familia, de la comunidad de Jesús, pues él nos reconoce como hermanos suyos.

Lamentamos a veces y reconocemos nuestro desconocimiento de la Biblia; pero hoy día no podemos excusar nuestra falta de formación bíblica escudándonos en que otros tiempos no se nos hablaba del tema. Actualmente, sobre todo a partir del Concilio Vaticano II, en un gran número de parroquias se nos ofrecen oportunidades claras de formación. En nuestra parroquia, por ejemplo, son muchos los años en los que venimos insistiendo y ofreciendo la posibilidad de participar en grupos de formación, de reflexión y de oración partiendo de libros tanto del Antiguo como del Nuevo Testamento.

En esta línea nuestro arzobispo, en su presentación de las Propuestas Pastorales Diocesanas a la luz del primer año del Plan Diocesano de Evangelización (PDE), invita a todas las comunidades cristianas y realidades eclesiales de la archidiócesis de Madrid a que potencien el uso de la lectio divina. La razón es bien fácil de comprender: esta práctica ha sido valorada como un gran bien y un maravilloso fruto de los trabajos del PDE; por tanto, la debemos seguir empleando y procurar mejorar con su ayuda nuestra oración común.

En nuestra parroquia este curso, además de los grupos de elaboración del PDE, continuaremos, como es lógico, con el grupo de Lectura orante de la Palabra de Dios.

El Concilio Vaticano II exhorta con vehemencia a todos los cristianos… a que aprendan el sublime conocimiento de Jesucristo (Flp 3, 8) con la lectura frecuente de las divinas Escrituras. “Porque el desconocimiento de las Escrituras es desconocimiento de Cristo” (San Jerónimo).

 
Comentarios
 
Déjanos tu opinión:

Nombre:
   

Dirección de E-mail:
   

Comentario:

 
 


Reload Image

Código:

 
   
 
Compartir

  • Print this article!
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google Bookmarks
  • Meneame
  • Technorati
  • TwitThis
  • Netvibes
  • MySpace
  • LinkedIn
  • Turn this article into a PDF!
  • E-mail this story to a friend!